Sección Especiales


SECCIONES










SERVICIOS




Sugerencias y
comentarios al 
WebMaster

Bitácora

   EL problema de la opacidad, ineficiencia, voracidad y descrédito de los diputados locales, es una constante en todo el país, esto no es un consuelo, es una grave preocupación que nos debe de ocupar a todos los mexicanos, así lo confirma un minucioso estudio denominado #TuCongreso realizado por el prestigiado Instituto Mexicano de la Competitividad (IMCO), donde revela que: “en el país existen mil 125 diputados locales, cuya función es expresar y proteger los intereses y demandas de los ciudadanos. Sin embargo, hoy no existe información clara y completa sobre la labor de los congresos locales, por lo que no podemos conocer ni medir su desempeño. Esto explica en parte la desconfianza de los ciudadanos frente a sus congresos, ya que solo el 17 por ciento de los mexicanos se siente representados por su Congreso de acuerdo con el informe Latinobarómetro 2015”…

EN el estudio #TuCongreso, revela que de 1976 a la fecha, los mexicanos pasamos de tener 369 diputados locales a mil 125 legisladores estatales, es decir en 40 años se triplicó el número de “curuleros” en el país; ¿son muchos, son pocos, son los suficientes?, no lo sabemos, pero lo que sí está claro, y es un sentir generalizado de la sociedad, es que son onerosos, flojos, improductivos y poco transparentes…

PERO enfoquémonos en lo que nos interesa como potosinos; al Congreso local, según el IMCO, lo desmenuza en las siguientes cifras: de los 27 diputados que integran la legislatura el 67 por ciento son hombres y el 33 por ciento mujeres; habitantes de la entidad por diputado, 102 mil 889; presupuesto para el 2016, 283 millones 517 mil 125 pesos, el sexto más caro del país; presupuesto por diputado, 10 millones 500 mil 634 pesos; 102 pesos con 86 centavos es lo que le cuesta a cada potosino cada diputado al año; el IMCO, según las cifras disponibles en la página de transparencia del legislativo, calcula un sueldo bruto mensual para cada legislador local de 95 mil 257 pesos con 44 centavos; días de aguinaldo 90 días; el número de empleados que tiene el Congreso es de 260, y cuenta con 21 comisiones legislativas permanentes; pero como dijo “Jack el destripador” vayamos por partes…

PARA abrir boca los diputados potosinos son los que devengan mayor aguinaldo de todo el país, además de ser el sexto lugar entre los legisladores mejor pagados, los “curuleros” locales nos salen más caros que legisladores de Francia, Holanda, Bélgica, Chile y Colombia, y todo por no hacer nada, realizar escándalo tras escándalo, vergonzantes escenas en el pleno, utilizar la máxima tribuna del Estado para su diarrea verbal, plagiarse las iniciativas sin empacho ni rubor alguno, utilizar el pleno como vulgar salón de baile de cumbia, o de ring para sus pleitos estúpidos, por trabajar unas cuantas horas al día, en el mejor de los casos…

ACEPTANDO sin conceder los datos del IMCO de que el salario bruto mensual de cada diputado sea de poco más de 95 mil pesos, éste es un salario más que decente para cualquiera, ¿cuántos potosinos ganan 95 mil pesos?, realmente no lo sabemos con exactitud, pero seguro son muy pero muy pocos los que reciben estas remuneraciones por su trabajo, ¿Cuántos profesionistas, médicos, abogados, contadores, que dedicaron años de estudio, esfuerzo y preparación ganan 95 mil pesos?, habrá algunos, pero trabajan de sol a sol y sin descanso, ¿Cuánto gana en promedio un trabajador potosino?, según cifras oficiales recientes el sueldo promedio en la entidad es de 8 mil 180 pesos, entonces, ¿qué alguien nos explique por qué un diputado gana 95 mil pesos al mes?...

PERO la realidad es que nuestros ínclitos diputados no ganan 95 mil pesos al mes, como ya lo hemos señalado hasta el cansancio y con evidencias suficientes en este mismo espacio, cada “representante popular” se embolsa alrededor de 200 mil pesos mensuales, sumando su dieta, aguinaldo, apoyos legislativos, de gestoría, a las fracciones, a los comités, a sus fondos de retiro, en gastos médicos mayores y menores, en gasolina y demás prestaciones…

SI 95 mil pesos es un exceso para los resultados que dan los diputados, 200 mil pesos es una exageración, algo ilógico en un país donde la mitad de sus habitantes están en la pobreza extrema, injusto en un estado como el nuestro donde hay niños que mueren de desnutrición, abominable cuando hay cientos de miles de jóvenes sin oportunidad de estudiar ni trabajar, una ofensa para los millones de habitantes de esta entidad que sufren, batallan y trabajan para apenas mal alimentar a sus familias…

EN su gran mayoría, los diputados locales son mediocres, iletrados, grises, a tal grado que no les importa el descrédito o poner en riesgo el prestigio que nunca han tenido como ciudadanos o como profesionistas, con tal de embolsarse en los tres años de la legislatura 7 millones 200 mil pesos; con sus muy contadas excepciones, son pocos los integrantes de la actual legislatura que ganarían esta exorbitante y ofensiva cantidad de salario y prestaciones…

POR ejemplo, Sergio Desfassiux Cabello, en los últimos seis años se desempeñó como burócrata, funcionario de medio pelo en el municipio de la pobre y encharcada Soledad de los Ranchos, en el mejor de los casos ganaría unos 30 mil pesos al mes, un salario nada despreciable por no hacer nada, unos 360 mil pesos al año, ahora como diputado gana 2 millones 40 mil pesos más, es decir en sólo tres años de legislador ganará lo que le ocuparía 20 años de trabajo en su anterior cargo, una desproporción criminal amén de los exabruptos, escándalos y diarrea verbal que caracteriza al perredista, que lamentable, pero en fin… Armando Acosta


 

Miércoles
29 de Junio del 2016

Sección Especiales

Bitácora


 

San Luis Hoy, Edición Internet, Galeana 485, San Luis Potosí, S.L.P. México Tel. 8100-100